Sofá Sonoro

SER Podcast

Conocerás a las bandas y los discos a fondo. Profundiza en la historia de la música y de los grandes personajes que han marcado el sonido de los siglos XX y XXI. Alfonso Cardenal se rodea de especialistas que conocen todos los secretos y te enseñan a escuchar de otra forma. read less

Benjamin Clementine, el extraño genio de las calles de París
4 días atrás
Benjamin Clementine, el extraño genio de las calles de París
Benjamin Clementine se crio con su abuela en uno de los barrios más duros de Londres. Aislado de todo, el chico pasaba las horas en la biblioteca de Edmonton entre libros nada populares entre los chicos de su edad. Tiempo después y cansado de esa vida sin demasiado futuro se marchó a París, a tocar en la calle hasta que un día le llegó la oportunidad. En 2015 comenzó a sonar el debut de Benjamin Clementine, un disco inclasificable que terminó llevándose el Mercury Prize a álbum del año. En 2015 se editaron discos fascinantes como el To Pimp a Butterfly de Kendrik Lamar, el debut de Courtney Barnett, el poderoso The Epic de Kamasi Washington o el regreso de Blur. Entre tanto disco interesante llamó la atención At Least for Now, el trabajo de un pianista inglés que se había hecho nombre en las calles de París y que tras su primera actuación televisiva impresionó a una leyenda como Paul McCartney.El primer disco de Clementine se puede etiquetar como jazz, pero en sus retorcidas canciones hay muchas más cosas, hay poesía hablada, aullidos, pero también melodías pegadizas que han acabado en populares series de televisión.Benjamin irrumpió con fuerza con su primer disco, pero ha sabido moverse para no quedar atrapado en el circuito del jazz. El pianista ha conseguido acercarse un hueco propio y moverse por festivales de rock y calar entre públicos ajenos totalmente al jazz. Desde entonces, Clementine ha cimentado su carrera, pero esta semana hemos querido recordar junto a la periodista Jimena Marcos cómo fueron esos primeros pasos de este peculiar músico.
Los misterios de Kate Bush
20-01-2023
Los misterios de Kate Bush
Cuando Elton John se casó con David Furnish la fiesta se convirtió en uno de los eventos del año en Reino Unido con más de 500 invitados. Entre tanto famoso, estrella y celebridad, la persona más reclamada fue Kate Bush, tal y como confesó el músico en un documental sobre la compositora de Hounds of Love. "Kate es un misterio, el misterio más maravilloso", añadía el pianista.Que Kate Bush genere tanta expectación en una boda con la flor y nata de la música inglesa solo se entiende mirando su carrera. Su irrupción como adolescente apadrinada por David Gilmour de Pink Floyd, su ascenso a lo alto de las listas, su singulares álbumes o su voz única. Luego llegó su desaparición de los escenarios durante más de 30 años y los lustros que empezaron a separar sus lanzamientos discográficos. Intentar descifrar a Bush se convirtió en un pasatiempo entre los melómanos ingleses.Cuando Elton John se casó con David Furnish la fiesta se convirtió en uno de los eventos del año en Reino Unido con más de 500 invitados. Entre tanto famoso, estrella y celebridad, la persona más reclamada fue Kate Bush, tal y como confesó el músico en un documental sobre la compositora de Hounds of Love. "Kate es un misterio, el misterio más maravilloso", añadía el pianista.Que Kate Bush genere tanta expectación en una boda con la flor y nata de la música inglesa solo se entiende mirando su carrera. Su irrupción como adolescente apadrinada por David Gilmour de Pink Floyd, su ascenso a lo alto de las listas, su singulares álbumes o su voz única. Luego llegó su desaparición de los escenarios durante más de 30 años y los lustros que empezaron a separar sus lanzamientos discográficos. Intentar descifrar a Bush se convirtió en un pasatiempo entre los melómanos ingleses.
Sinatra, la mafia y la velada eterna en el Sands
29-12-2022
Sinatra, la mafia y la velada eterna en el Sands
1966 es uno de los años más fascinantes de la música. El año del Revolver, del Blonde on Blonde, del Pet Sounds o de los primeros pasos en la música de Frank Zappa, Cream o Nancy Sinatra. Aquel año los Stones lograron su primer número 1 en EEUU con Paint It Black, a Dylan le gritaron "Judas" en Manchester. En noviembre, John Lennon conoció a Yoko Ono en una exposición en Londres.  1966 fue un año de canciones eternas con The Sound of Silent de Simon and Garfunkel, el I Feel Good de James Brown, el Sunny Afternoon de los Kinks o el Good Vibrations, pero 1966 en contra de lo que podía parecer fue el año de Frank Sinatra que se llevó un Grammy y grabó uno de sus mejores conciertos en el salón de su casa: en el Hotel Sands de Las Vegas.  En 1966 Frank Sinatra tenía 50 años, un dinosaurio en aquellos años sesenta en los que la juventud desconfiaba de cualquiera que tuviese más de 30 años. Los jóvenes se habían adueñado de las radios musicales y eran el principal comprador de discos. Poco a poco el mundo que Frank Sinatra había gobernado iba a desaparecer si no lo había hecho ya, pero Sinatra volvió a demostrar que seguía teniendo cosas que decir. El resurgir de Sinatra se plasmó en aquella velada en Las Vegas en las que volvió a formar equipo con Count Basie y su poderosa orquesta y junto a Quincy Jones, conductor de la orquesta y artífice de los arreglos.  Aquella noche en el Sands, Sinatra brilló como siempre y como casi nunca. Estuvo inmenso, suelto, juguetón, seductor, seguro de sí mismo. Con una compañía inmejorable y un repertorio imbatible, Frank fue saltando de tema en tema y ganándose la eternidad. Para recorrer esta maravillosa etapa de Sinatra y esta joya –su primer disco en directo- nos acompaña en el Sofá Sonoro nuestro experto en Sinatra, Javier Márquez, periodista y autor de Rat Pack y Uno de los vuestros.
Escucha los podcasts más populares sin anuncios. Inicia sesión para empezar ahora.